ACCIÓN URGENTE – Fumigación en Colombia

CULTIVOS AFECTADOS  POR FUMIGACIÓN  CON GLIFOSATO  POR LA POLICIA NACIONAL  ANTINARCOTICOS

MAYO 23 DE 2013

La Denominación de Iglesias  Cristianas  Evangélicas  Hermanos Menonitas del Chocó, es una  entidad privada  y sin  ánimo de lucros, de carácter religiosa, con más de  65 años de historia en el departamento del  Chocó. Tiene Personería Jurídica del Ministerio  del Interior y de Justicia  de la República  de Colombia,  Resolución 2019 de octubre 07 de 1997; con registro tributario expedido  por la DIAN del departamento del Chocó  bajo el número 818000565-  que   tiene  como objetivo  la proclamación en palabra y acción, de un evangelio integral  que contempla la satisfacción  de todas las necesidades del ser humano, donde   el Dios de la Historia de la Humanidad  es  Glorificado.  La Iglesia viene  desarrollando con la cooperación del  COMITÉ CENTRAL MENONITA, la Fundación Mencoldes, Justapaz y CEAS, varios proyectos  de desarrollo   rural  comunitario,  entre  ellos  un proyecto   de arroz  y uno de siembra  plantación de Cacao  en los municipios de Medio San Juan, Istmina, Novita, Condoto, unión Panamericana  y Medio Baudó.

Todo  estos proyectos  lo hacemos  con el objetivo  de mejorar la calidad  de vida  de  las comunidades  rurales, buscando estabilidad  socio económica, de modo  que  no se vean obligados a participar  de  los cultivos ilícitos y  para los    que ya  están involucrados  ofrecerles  otra alternativa  para  que abandonen  esas  practica.
Los proyectos   han  venido generando un gran impacto  en las comunidades hoy tenemos  más de 200 familias  involucrados en esta actividad  total mente licita, las comunidades han venido respondiendo  a la propuesta de manera satisfactoria.
Hoy lamentamos  profundamente  lo que está sucediendo, el gobierno colombiano  mediante  su programa de erradicación aérea  de cultivos  ilícitos  con Glifosato, que mediante  una acción indiscriminadas y sin  consulta previa  a las comunidades está  acabando con este sueño, muchos cultivos de arroz y de cacao  han sido  totalmente  quemados  en absoluto, dejando  a los productores  en la miseria, creando mas necesidades  en un pueblo  que  ha sufrido  el rigor  de la violencia, el abandono  estatal  y el conflicto armado.    Las comunidades  han  hechos  sus trabajos   con  gran  esfuerzo y mucha motivación  para   que  se los destruyan y caben sus sueños  de manera irresponsable. Y lo más  lamentable es  que están fumigando  no solo los cultivos  lícitos, si no,  también los mismo caseríos. Esto puede resultar fatal  para la  salud de las personas. Todas estas comunidades  carecen de agua potable y  la  que consumen es de  la  que recogen de la lluvia.

 PETICION. 
Frente al daño material, psicológico y Moral  que se está causando   a las comunidades  y a la iglesia   que  viene  impulsando  estas iniciativas de desarrollo, solicitamos a las instituciones nacionales  e internacionales,  a la  iglesia nacional e internacional, a los medios de comunicación y    a todas los  competentes, ayudarnos  en  la solicitud  de la defensa  de los derechos  humanos   que están siendo violado  por   el ministerio de defensa  y la policía nacional.
Nuestras peticiones  concretas  son:
1.      La  reparación  de todo el daño causado  con glifosato   a los cultivos  de  arroz, cacao y pan coger  de las  familias vinculadas a nuestro programa.
2.      La  reparación  del medio ambiente  contaminado, con este toxico, fuentes hídricas,  la fauna y flora   que ha sido afectado  en toda la zona donde  han  esparcido el glifosato.
3.      La suspensión inmediata de la erradicación aérea con glifosato.  El mismo  gobierno tiene  otros mecanismos  de erradicación sin que el medio ambiente  se afecte  y menos  los cultivos  lícitos de las personas.

A continuación  relacionamos  algunas  de  las personas que han sido afectadas por comunidad, es decir las que logramos contactar para visitarles.
Chaquí (Corregimiento), Istmina
José Delio Ibargüen y Luz Nidian Acevedo: Están recolectando el arroz prematuramente con la esperanza de recuperar parte de la cosecha, afectada por la fumigación por aspersión aérea. Eso es un riesgo para  salud.
Calle Fuerte, Medio San Juan
Institución Educativa Joaquín Urrutia – Sede Calle Fuerte: El cultivo de arroz, ubicado detrás de la institución, tenía alrededor de mes y medio de haber sido sembrado por los estudiantes; fue fumigado el día viernes, 10 de mayo de 2013, a pesar de encontrarse en pleno caserío.
María Elvira Salazar: Es una mujer cabeza de familia que ha pasado horas a pleno rayo de sol dedicada a la minería artesanal, para poder pagar peones y sembrar arroz en su terreno. Ahora está a punto de perderlo todo, pues a raíz de las fumigaciones, el cultivo se está secando. Vale la pena aclarar que el cultivo se encuentra a la orilla del río y lejos de cualquier cultivo ilícito.
Dipurdú de los indios, Medio San Juan
Manuel Manyoma: el cultivo se encuentra a cinco minutos del pueblo y a la orilla de la quebrada Dipurdú de los Indios. Fue fumigado el 10 de mayo de 2013 alrededor de las 11:00 am.
Juan Antonio Asprilla y Jesús María Hurtado: El arroz ya estaba espigado, pero a causa de la fumigación se secó y ya no hay esperanza de cosechar.
Paimadó
Juan Carlos Bonilla: el cultivo se encuentra en un sector llamado “La Rancha”, a la orilla del río y frente al corregimiento de Paimadó. El arroz ya estaba espigado, pero a causa de la fumigación se secó y ya no hay esperanza de cosechar.
Juan Andrés Sánchez: Su cultivo también está ubicado en el sector “La Rancha”. Una retroexcavadora trabajó dos días adecuando el terreno y, posteriormente, se requirió de 32 jornales para sembrar arroz y yuca. Las plantas tenían aproximadamente dos meses al momento de ser fumigadas. Ahora las plantas de arroz se están secando. En el terreno se tenía la intención de sembrar cacao más adelante, pero ya no será posible porque el suelo está contaminado con glifosato.
Félix Aparicio Hurtado: su cultivo de arroz está próximo al pueblo y no hay indicios de cultivos ilícitos por allí cerca.
Fanny Valencia: Su cultivo de arroz que fue sembrado con el esfuerzo de ella y de sus hijos para el sustento familiar, pero ahora está en riesgo de perderse a causa de la fumigación. El terreno está dentro del perímetro del pueblo.
Gilberto Marcelino: Ha erradicado manualmente los cultivos ilícitos para reemplazarlos por otros como cacao, yuca y frutales. Sin embargo, las plántulas de cacao, que tenían alrededor de dos meses y medio, fueron totalmente quemadas por el efecto del glifosato.

Atentamente,

JOSÉ RUTILIO RIVAS DOMÍNGUEZ
Pastor Regional
Proyecto “Tejido de esperanza”

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s